HONDURAS BAJO TOQUE DE QUEDA EN INTENTO POR FRENAR PROTESTAS Y DISTURBIOS

TOQUE

HONDURAS. | Por cuarto día consecutivo las protestas y acciones de violencia no se detenien, ante la falta del anuncio oficial del resultado de la elección presidencial en Honduras. El gobierno, en un intento de frenar las acciones de violencia, que incluyó saqueos y destrucción a la propiedad privada decretó un toque de queda de 12 horas, por un período de 10 días.

El Consejo de Ministros de Honduras anunció la noche del viernes, que la garantía constitucional de la libre circulación en el país queda suspendida. La restricción se implementó por diez días, en un horario de 6:00 p.m. a 6:00 a.m., iniciando la noche del viernes en todo el territorio nacional.

 

La principal razón para tomar imponer la ley marcial es calmar los disturbios tras elecciones presidenciales del domingo pasado, una medida que el candidato opositor Salvador Nasralla consideró equivalente a un “golpe de Estado”.

Transportes de alimentos, trabajadores de servicios de emergencia y prensa acreditada están exentos del toque de queda, anunció el gobierno.

“El decreto ejecutivo ordena el arresto de cualquier persona que se encuentre fuera de las horas de circulación establecidas por las autoridades o que sea sospechosa de causar daños a personas o propiedades”, dijo Jorge Ramón Hernández, coordinador del gabinete de gobierno, en cadena nacional de radio y televisión.

Honduras vivió una situación similar hace siete años, cuando se produjo el golpe de Estado que derrocó a Manuel Zelaya, el presidente chavista que se saltó la ley para buscar la reelección. Las protestas se suceden en Tegucigalpa, la capital, desde hace días. Según los convocantes de las marchas, los disturbios habrían dejado una decena de heridos y tres muertos.

En materia electoral se mantiene un “escrutinio especial” donde hasta el momento se han contabilizados el 94.3% de los votos, el Tribunal se prepara para confirmar la victoria del actual presidente Juan Orlando Hernández, del Partido Nacional, por 46.000 votos de diferencia, sobre Salvador Nasralla, sobre un universo de 2.6 millones de votos recibidos, por lo que repetiría mandato cuatro años a pesar de que la reelección está prohibida por la constitución.

 

La atención se centra ahora en otras 1.030 actas, el 5.7% de las mismas, sobre las que hay dudas o inconsistencias. Nasralla, sin embargo insiste en que son más de 5.000 las actas que le favorecen y que no han sido contabilizadas.

“Yo, puedo llamar hoy a la paz, pero no puedo responder sobre las manifestaciones en masa de mis simpatizantes. Eso es algo imposible”, declaró Nasralla. / AGENCIAS