CONTROVERSIAL DECISIÓN NO PERMITIRÁ QUE UNA FAMILIA ESTÉ REUNIDA EN NAVIDAD

 

deportado

COLORADO, ESTADOS UNIDOS. | Pese a las dos semanas de activismo estudiantil, Melecio Andazola Morales, padre de Viviana Andazola Marquez, de 18 años, fue deportado a México y se le prohibió volver a ingresar a los Estados Unidos durante 20 años, dijo Andazola Márquez al News.

Andazola Morales fue sacado de un centro de detención en Denver, Colorado, y luego deportado, según Andazola Márquez.

El caso de Andazola Morales generó indignación en Yale y en otros campus universitarios de todo el país. A principios de este semestre, los estudiantes firmaron peticiones apoyando a Andazola Morales y se reunieron en La Casa Cultural para hacer llamadas telefónicas a ICE, mientras que estudiantes de otras universidades, desde Harvard hasta la Universidad de San Diego, se unieron a una campaña fotográfica pidiendo su libertad.

 

En un artículo de opinión en el New York Times , Andazola Márquez describió que lo que le sucedió a su padre fue cruel e inapropiado. La campaña #FreeMelecio también obtuvo el apoyo de los representantes estadounidenses Jared Polis y Ed Perlmutter, así como del senador estadounidense Michael Bennet, todos demócratas de Colorado.

Pero esos esfuerzos no lograron influenciar a las autoridades de inmigración de los Estados Unidos. El viernes, el director de ICE, Jeffrey Lynch, le negó a Andazola Morales la suspensión del traslado, allanando el camino para su deportación, dijo Andazola Márquez al News. Agregó que ICE no notificó al abogado de su padre que Lynch había negado a su padre su último recurso para quedarse en el país.

 

Después de que Andazola Morales le dijo al abogado de la familia a las 8:00 a.m. del viernes que todavía estaba en el centro de detención a pesar de que las deportaciones programadas ya habían tenido lugar esa mañana, Andazola Márquez explicó que ella y su familia creían que tenía al menos una semana más antes de que fuera deportado. Pero tres horas después, los funcionarios de inmigración le pidieron a Andazola Morales que empacara sus pertenencias y se preparara para abandonar las instalaciones.

“No vinieron a buscar a mi padre hasta las 11:00 a.m. Y mi padre estaba convencido de que lo iban a dejar en los EE.UU. Por eso”, dijo. “Pero en cambio, lo llevaron al aeropuerto”.

Desde allí, sin embargo, Andazola Morales viajó a El Paso, Texas, y luego a Arizona, donde lo colocaron en otro centro de detención durante cuatro horas antes de ser trasladado a un autobús, esposado con sus manos y pies y conducido a Nogales, México. .

A la mañana siguiente, Andazola Morales llamó a su familia para informarles que estaba en México y se le prohibió volver a ingresar a los Estados Unidos durante dos décadas.

“Mi familia no estará unida para las fiestas y enfrentará dificultades económicas”, dijo Andazola Márquez. “Actualmente no tenemos los fondos para ayudar a mi padre para que tenga asegurada una casa y un vehículo o para mover a mis dos hermanas menores, que se verán obligadas a abandonar el país a raíz de su deportación”. / AGENCIAS